Cómo usar las tarjetas de crédito de forma efectiva

Escrito por @fjgonzaleza el 17 de julio de 2016

Desde que se empezaron a emitir las tarjetas de créditos en nuestro país han sido muchos los artículos que han salido para recomendarles a las personas valiosos tips para el correcto uso de las mismas. Estos artículos siempre han sido de mucha utilidad y no me cabe duda que muchas personas se habrán beneficiado de ellos, por lo que a continuación resalto los que, a mi juicio, son los más importantes:

 

1. El saldo disponible de tu tarjeta NO es una extensión de tu salario, así que evita usarlas para pagar cosas que deberías hacerlo con tus ingresos rutinarios. “Conceptualmente”, la tarjeta de crédito es para lujos, gastos de ocio, viajes o emergencias, así que, si todos los meses te estás viendo en la necesidad de utilizar la tarjeta de crédito para gastos rutinarios, como por ejemplo: hacer mercado o ir a la farmacia, quiere decir, que estás en una mala posición financiera donde mes a mes comprometes mas tu flujo de efectivo a aumentar las deudas. Esta es una señal de alarma que indica el deterioro progresivo de tus finanzas personales o familiares.

 

2. NO es bueno que cargues contigo todas tus tarjetas de crédito, ya que, el tenerlas encima te puede llevar: A) Caer en la tentación de hacer compras innecesarias, lo cual te llevaría a adquirir deudas que no debiste haber contraído, y B) En caso de perder tu billetera o cartera, (ya sea por causa accidental o delictiva), las perderás todas y caes en riesgo de que te hagan un fraude.

 

3. Tus tarjetas de crédito, son tu mejor referencia financiera, así que, mientras más pagues a tiempo, mejores posibilidades tendrás de obtener futuros créditos, de las instituciones financieras. Las fechas “pague antes de” y “fechas de corte” son tan importantes como las fechas de cumpleaños de tu novia o de tu esposa o de tu aniversario de boda.

 

4. Debes hacer el hábito de consultar los movimientos de tus cuentas para constatar que no te hayan hecho consumos no autorizados por tu persona. Para ello son excelentes las plataformas de Internet que tienen disponibles la mayoría de los bancos.

 

5. En el momento en que estés haciendo compras, nunca pierdas de vista tu tarjeta de crédito y nunca, lee bien “NUNCA”, des los datos de tu tarjeta a ninguna persona o comercio que te lo esté solicitando, si no has sido tú el que los contactó. Por ejemplo: seguramente si deseas hacer una reservación de hotel te pidan los datos de tu tarjeta. En este caso no hay problema porque el contacto lo estas iniciando tú con el hotel, pero si recibes una llamada o correo electrónico indicándote que por “X” motivo tienes que entregarles tus datos personales y los de tu tarjeta, lo más seguro es que te quieran hacer un fraude.

 

Hasta aquí por esta semana.

 

Etiquetas:

Félix González

Recomendaciones de Finanzas Personales y Emprendimiento, Asesor para el uso de deudas y Tarjetas de Crédito. Autor del Libro: “Sin Miedo a las Deudas”.

Twitter: @fjgonzaleza

Comentarios