Habla como #UnTipoSerio [Parte 1]

Escrito por @LuisCones el 22 de Noviembre de 2016

Desde la primaria, seguramente te tocó vivir con el hecho de que el que habla más duro es el que más sobresale. Seguramente en bachillerato también ese mito seguía predominando. Pero hoy en día, como Tipo Serio que eres, seguir con esa actitud no habla muy bien de ti.

Eso sí, el hecho de no hablar duro no quiere decir que olvides comunicarte con contundencia, fuerza y entusiasmo. Aunque no lo creas, aquellos que se han dedicado a “hablar como es” se han convertido en referencia y han ganado mucho dinero.

 

1. Posición de Roca

Antes de hablar en público, lo primero que tienes que hacer es tener un buen anclaje. O sea, pies paralelos y alineados con los hombros, manos sueltas y visibles, y no olvides pararte derecho.

Consejo: Un Tipo Serio nunca cruza los brazos, a menos que intencionalmente quiera mostrar desinterés a su interlocutor.

 

2. Domina con el silencio

Antes de hablar, controla a tu audiencia con el silencio, haz un paneo general y centra tu mirada en aquella persona que aún no te está prestando atención. Esto es tan poderoso que, en menos de lo que te imaginas, tendrás el control absoluto de todos los que te vayan a escuchar.

 

3. Llama la atención

Usa ropa adecuada para la ocasión, pero trata de llevar alguna prenda de vestir que llame la atención de tu audiencia. Que pudiera ser una corbata de un color muy llamativo, un pañuelo o unos zapatos poco comunes y que se adecuen a la ocasión. Esto también te va a funcionar para la pregnancia.

 

4. Despierta el interés

Solo tienes un chance de crear una buena primera impresión. Yo, al igual que todos los líderes de opinión y personalidades públicas, tengo una misma estructura que utilizo cuando voy a comenzar a hablar, y consiste en una pregunta de reflexión que llame poderosamente la atención de la audiencia.

Consejo: prospecta a tus interlocutores previamente para que esta pregunta sea realmente impactante.

 

5. Haz que tu cuerpo hable

Está comprobado que un mensaje hablado tiene 3 las “v”: verbal (el mensaje), vocal (las entonaciones) y visual (lenguaje corporal). Y aunque parezca ilógico, el que tiene más impacto es el visual y no el verbal, es decir, una vez más, se ratifica que “no es lo que dices sino cómo lo dices”. Para que hable tu cuerpo, entonces debes desarrollar mucha coordinación entre tus palabras, tu gesticulación y los movimientos de tus extremidades. Basta con una búsqueda en la web relacionada con PNL (programación neurolingüística) para vender.

¿Quieres conocer más acerca del tipo de mensaje que debes transmitir? ¿O te gustaría saber cómo hacer para que tu mensaje genere deseo en tu audiencia? La próxima semana te regalo más detalles que te ayudarán a ganar.

 

Etiquetas:

Luis Cones

Autor del AudioLibro “Vender ES un Estilo de Vida”, Conductor de Todos Somos Vendedores TV y Conferencista Internacional de Alto Impacto en temas de Ventas, Emprendimiento y Motivación. Conoce más en LuisCones.com y en @LuisCones

Twitter: @LuisCones

Comentarios